Motivar equipos

Esta tarde estuve con mi amigo Braulio, ya lo conocéis, y me comento como hace para motivar a sus equipos.

Me contó la siguiente historia, estaban en una reunión varios de su equipo de siempre y uno nuevo, recién llegado, trabajando en el análisis de un proyecto nuevo.

Braulio, — vamos a ver nuevo como lo ves ¿?
Nuevo, — bien, claro yo quería decir una cosa, pero no se si debo ¿?
B — suéltalo tío, di lo que quieras.
N — creo que se equivocan en este planteamiento, yo haría algo distinto teniendo en cuenta nuestros clientes.

Silencio total, el equipo de siempre, se miran, se hacen señas, sonríen y esperan la reacción de Braulio.
B — grrrr, bien chaval, no me ha disgustado lo que dices, no es lo que yo pensaba pero sigue trabajando en esa idea y cuéntame como va.
N – respira profundo, y comenta, no sabia si en esta empresa, se podía decir lo que uno piensa, en la que estaba yo antes, no se podía llevar la contraria al jefe.

Entonces le dije, –eso esta muy bien Braulio, ¿ pero que, me quieres decir ?.

Y me comento, que su despacho siempre esta abierto para su gente, que en su empresa se puede preguntar todo, y que continuamente se comunican y comunican a todos los niveles, y en muchas formas, y que así se quitan muchas malas ideas de la cabeza, y todo el mundo esta enterado de los temas comunes.

Todo esto me ha gustado mucho y le pregunte – y si aun así, con el equipo motivado ¿ si un empleado no cumple con su trabajo, que explicación tiene ?

– pues o no quiere o no sabe, para saber cual de la dos es, se debe hacer la siguiente prueba, si la vida de la persona dependiera de que hiciera el trabajo, ¿ seria capaz de hacerlo ?, si la respuesta es afirmativa, el problema es de motivación, si es negativa, el problema es de incapacidad.

— que sabio eres Braulio.

en vuestras empresas ¿ se hacen este tipo de motivación ?, ¿ se puede decir lo que se quiere ? ¿ sabes lo que pasa ?.