A vueltas con la producción

Vivimos en tiempos muy complicados y muy cambiantes, la vida nos lleva por caminos que no nos gustan, pero que tenemos que aceptar.

El alto grado de consumismo que tenemos y los cambios de producción, unido a la globalización ha hecho que el panorama laboral sea muy distinto, hace algunas décadas, dos o tres como mucho, se trabajaba largas jornadas durante seis o siete días a la semana, después vino la jornada de seis días, la de cinco días y después la jornada intensiva, y ahora la jornada reducida, el teletrabajo y muchas mas formas de trabajar, todo pensado para poder conciliar la vida laboral con la familiar.

Y todos estos cambios están muy bien, estoy a favor de todos, cada puesto de trabajo tiene su forma y su tiempo, todo perfecto. Pero creo que nos hemos olvidado de algo muy importante, la producción, hace muchos años la empresa quería tener a sus empleados muchas horas en su puesto de trabajo, era un modo de asegurarse que el trabajo se hacia, el pensamiento era “si están aquí, algo trabajaran”, bueno pues no era así, estaban equivocados, por estar no se hace más, ni se produce más.

La verdad es que la producción tiene poco que ver con las horas trabajadas, un comercial puede llegar a su objetivo mensual, en dos días de trabajo, en cambio un administrativo necesitara muchas mas horas para cumplir su cometido, o una cajera de supermercado deberá estar presente en su puesto, durante toda la jornada laboral, para poder cumplir su objetivo.

Y entonces ¿cómo lo hacemos?, buena pregunta, yo soy del pensar de Angela Merkel, no es que me guste mucho, y menos cuando va de salvadora de Europa, pero creo en sus ideas de producción vs salario, creo que cada puesto de trabajo tiene que tener un fijo mínimo mas un variable por producción, es un modo que el cobro de salario sea justo, para el que mas trabaje o el que mejor trabaje.

Me explicaré, a un comercial yo le pido que venda, pero también que venda bien, con margen, sin problemas, sin devoluciones, no todo es vender por vender, a un programador le pido que escriba código, pero lo quiero rápido y bien, no solo rápido y luego el cliente se queje que no hace lo escrito en el análisis, a una administrativa le pido que sea eficaz en su labor, y así con todos los puestos imaginables.

Para mi la producción no es solo facturar o hacer un trabajo rápido, es calidad, sino esta realizado bien a la primera, vuelve como un boomerang y pagas tu error.

1 opinión en “A vueltas con la producción”

  1. La cuestion creo es q no sabemos cual es el tiempo necesario para realizar una tarea rapido y bien. Algo q seria deseable por todos. Al final los tiempos se estiman por comparacion entre empleados. Talvez habria q valorar valorar no por la cantidad de codigo q se genera y el tiempo dedicado sino por las incidencias q genera un trabajo hecho deprisa y corriendo.

Comentarios cerrados.